Teléfonos inteligentes son herramienta para mejores compras
7839A.jpg

Cualquiera con un teléfono inteligente puede convertirse en un experto cibercomprador. Con uno de estos dispositivos, internet y aplicaciones, es muy fácil para alguien que está en un establecimiento comparar precios de objetos específicos y tomar decisiones acerca de si comprarlos o realizar la adquisición en otra tienda o en línea. Esta nueva tendencia se conoce como ‘showrooming’, una práctica temida por los minoristas tradicionales, que está aumentando con la propagación de tabletas y teléfonos inteligentes.

Una encuesta indica que 48 millones de compradores, o casi el 20% de la población adulta de Estados Unidos, llevará a cabo esta práctica durante las temporadas festivas que se avecinan, un 134% más que el año pasado.

Los objetos de alto valor serán sin duda los que más se vean afectados por el ‘showrooming’, según IDC, especialmente los aparatos electrónicos. Pero el estudio muestra que la gente también compara precios para ropa y zapatos y utiliza los teléfonos inteligentes para obtener reseñas de los consumidores de los productos que va a adquirir.

Varias aplicaciones de móviles, como el Price Checker (comprobador de precios) de Amazon o la TBI Black Friday, lo hacen incluso más fácil para el consumidor, y supone un desafío mayor para los comerciantes.

Aproximadamente la mitad de los adultos estadounidenses cuentan con teléfonos inteligentes y un tercio dispone de tabletas, según compañías especializadas en indicadores del mercado.

Pero los minoristas de las tiendas físicas están devolviendo el golpe.

Wal-Mart, por ejemplo, lanzó su propia aplicación de móvil que permite a los consumidores conectarse a su red y comprar objetos que no están disponibles en esa tienda. La compañía afirma que el 12% de los compras usando teléfonos provienen de clientes que están en las tiendas físicas. Otros minoristas, como Target y el gigante de productos electrónicos Best Buy, también invitan a los ‘showroomers’ a pedir equiparación de precios

Edición de esta semana
JOYCE ELLIOT, PARA CONGRESISTA EN WASHINGTON D.C.
Joyce Ann Elliott (nacida el 20 de marzo de 1951) creció en la pequeña comunidad de Willisville, en el condado de Nevada, Arkansas, donde se graduó de la escuela secundaria rural, en una clase con sólo 9 estudiantes. Joyce fue la segunda alumna negra en graduarse de la escuela. Su hermana mayor, Carolyn, fue la primera.   / ver más /
Daisy Bonilla es la candidata demócrata para el escaño del Distrito 93 de la Cámara de Representantes de Arkansas que actualmente tiene ocupa el republicano Jim Dotson.   / ver más /