CAMBIO DE POSTURA DE TRUMP LLEGA DEMASIADO TARDE
Por Michel Leidermann

El presidente Donald Trump, empujado a regresar a la sesiones informativas televisivas por su popularidad cayendo en picada y el desplome de la confianza del público en su manejo de la pandemia, finalmente favoreció el uso de mascarillas, semanas después de que líderes estatales, municipales y locales habían suplicado a sus residentes que usaran mascarillas para frenar la propagación descontrolada del Covid-19. 

Pero en lo profundo de una crisis que ha visto 4 millones de infecciones y miles de muertos, Trump no ofreció un plan claro para revertir los errores de su administración o cualquier nuevo enfoque para sacar al país del empeoramiento de la pandemia.

No hizo ningún anuncio nuevo sobre la creación de un plan nacional de pruebas y rastreo, que según los expertos es vital para vencer al Covid-19. Trump no presentó ideas sobre cómo realizar su mandato de reabrir las escuelas, más allá de las predicciones de vacunas y terapias que, según dijo, llegarían más rápido de lo que nadie pensaba.

Y Trump, en una chocante falta de empatía, solo hizo referencia a los que murieron por la pandemia que el mismo agravó por su negación y negligencia mientras calificaba su respuesta, como un triunfo.

Y es poco creíble que pueda restablecer su credibilidad reapareciendo por televisión, después de semanas ignorando una crisis que empeoró por su llamado a aperturas prematuras.

En las semanas en que Trump secundó a los que representaron el uso de máscaras como una violación de sus libertades, millones de estadounidenses se infectaron y miles murieron. Si Trump hubiera liderado el uso de protección facial máscaras una vez que los funcionarios de salud decidieron recomendar su uso, podría haber salvado muchas de esas vidas.

Trump ahora advirtió que la pandemia “probablemente, desafortunadamente, empeorará antes de que mejore”. En tono grave argumentó de que un día el virus simplemente “desaparecerá”.

La propagación del coronavirus en los Estados del sur y el oeste en las últimas semanas se produjo luego que Estados como Nueva York, Connecticut y Nueva Jersey lograron, después de varios meses suprimir el aumento de infección al ignorar la presión de Trump para reabrir y revivir la economía, que es su esperanza de ganar la reelección.

Trump también repitió sus afirmaciones engañosas de que EE.UU. ha sido sobresaliente y lidera al mundo en su desempeño en las pruebas. El aumento en los casos ha significado que muchos ahora enfrentan una espera de dos semanas para obtener los resultados de diagnóstico, un período equivalente al tiempo que los expertos recomiendan ponerse en cuarentena si se sospecha que tienen coronavirus.

Y si bien Trump se jactó de que EE.UU. realizó 50 millones de pruebas, ese total está muy por debajo de los millones de pruebas semanales que los científicos dicen que son necesarias para controlar la enfermedad y restaurar una apariencia de vida normal. 

Y EE. UU. no ha logrado controlar el virus en muchos estados y las cifras de infección aún están en niveles muy elevados, más de 60.000 por día en promedio.

Una de las ausencias de la sesión televisiva de Trump fue el principal experto en enfermedades infecciosas, el Dr. Anthony Fauci, quien dijo “Me considero más realista que alarmista”. Argumentó que se debe mejorar el tiempo para obtener los resultados de las pruebas, creando dudas sobre los reportes glorificados de Trump, sobre el esfuerzo de su gobierno en mejorar los resultados. 

 

Edición de esta semana
BIDEN PRESENTÓ UN PLAN DE ESTÍMULO POR $1.9 BILLONES, PARA MEJORAR LA ECONOMÍA DE FAMILIAS Y EMPRESAS
Joe Biden, aun cuando era el presidente electo, prometió crear "millones de empleos" en la industria manufacturera de Estados Unidos, al presentar el jueves 14 un plan de estímulo de $1,9 billones para familias y empresas.   / ver más /
Según datos al 13 de enero en Arkansas, de todas las pruebas positivas por COVID-19, el 12.2% se identificó como latino; o sea 25,941 y de todas las muertes el 3.9% o 134 fallecidos se identificaron como latinos. De todas las pruebas positivas en latinos, el 49,3% eran hombres y el 50,6% eran mujeres.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Déjenme ser claro: el Partido Republicano creó este monstruo de presidente. Pensó que podía controlarlo, pero la realidad es que es un loco, un cobarde, un perdedor quebrantado. En lugar de respetar el voto de la mayoría del pueblo, provocó un motín y todos sabemos que no hubo fraude electoral.   / ver más /