DESEMPLEADOS SUPERAN LOS 41 MILLONES DESDE QUE COMENZÓ LA CRISIS DEL CORONAVIRUS 
UNO DE CADA 4 TRABAJADORES HA SOLICITADO SUBSIDIO DE DESEMPLEO POR LA PANDEMIA
16983A.jpg

La economía estadounidense se contrajo a una tasa anual del 5% en el primer trimestre de 2020, debido a los efectos de la pandemia del coronavirus.

Esta es la primera caída trimestral registrada desde la crisis financiera de 2008, informó el Departamento de Comercio.

Aunque el primer trimestre del 2020 ya refleja parte del impacto de la crisis desencadenada por el coronavirus, los economistas apuntan al segundo trimestre como el período en el que se verá en toda su magnitud, con una contracción estimada de la economía que podría rondar el 3% anual.

La actividad económica en el país se ha paralizado durante casi dos meses por las medidas de confinamiento y las restricciones de movilidad para contener la expansión del virus, que ha dejado ya más de 1.8 millones de contagios confirmados y 110.000 muertos en el país.

Más de 2.12 millones de personas solicitaron subsidios de desempleo la semana del 18 al 23 de mayo, una cifra menor a la de la semana anterior pero que sigue siendo excepcionalmente elevada, según datos del Departamento de Trabajo.

El total de desempleados desde que comenzó la crisis por la pandemia del coronavirus superó así los 41 millones, un nivel no visto desde la Gran Depresión.

Expertos temen que estemos ante una segunda ola de despidos en la que, además de trabajadores de empresas privadas, se están eliminando empleados públicos. Ello demoraría aún más la que ya se anticipa sea una lenta recuperación de la economía. 

Han sido 10 semanas de una crisis que la Reserva Federal reconoce no será superada rápidamente y puede ocasionar un daño prolongado en un mercado laboral donde los más afectados son los trabajadores con bajos salarios.

Si bien los pedidos del subsidio por desempleo han ido bajando en las últimas semanas desde el máximo de 6.9 millones de pedidos en la semana finalizada el 28 de marzo, este indicador sigue en niveles altos en el rango de los millones debido probablemente a las demoras en el procesamiento de las solicitudes y al cierre de negocios que inicialmente no fueron afectados por las restricciones de distanciamiento físico, pero han sido golpeados por la débil demanda.

A esto se le pueden estar sumando, según analistas, despidos en el sector público. Para frenar una potencial avalancha de trabajadores gubernamentales sin trabajo, economistas han advertido que es clave que el Congreso apruebe dinero para los Estados en un nuevo paquete de estímulo económico del que se desconoce hasta el momento cuándo recibiría luz verde en Washington.

Los Estados se van a quedar rápidamente sin dinero porque los impuestos que van a recaudar en estos meses de crisis van a ser mínimos y, en cambio, todo lo que tienen que pagar no solo se va a mantener igual, sino que van a aumentar, (como por ejemplo) lo que tiene que ver con la salud pública.

Asimismo, la mayoría de los Estados tienen una cláusula de presupuesto equilibrado, quiere decir que no pueden gastar más de lo que recaudan, entonces ahí va a haber una crisis de falta de dinero que va a ser brutal, y eso significa que van a tener que despedir a maestros y empleados públicos. Estamos hablando de cientos de miles de personas.

El informe de las solicitudes del subsidio por desempleo también ha comenzado a reflejar las solicitudes realizadas por personas que anteriormente no eran elegibles a este subsidio, como por ejemplo quienes trabajan por cuenta propia o son contratistas independientes. Estos trabajadores ahora sí pueden acogerse al beneficio porque el Congreso los contempló dentro del masivo paquete de estímulo CARES aprobado a fines de marzo.

Las cifras son evidencia contundente del duro golpe que ha dado la propagación del virus al obligar el cierre de comercios, tiendas minoristas y restaurantes que mueven buena parte del sector de los servicios.

Ello sugiere que el impacto de la crisis en el sector laboral ha sido más amplio de lo que se pensaba inicialmente y que ha salpicado otras industrias más allá de las relacionadas con los servicios, que mueven el 70% de la economía estadounidense. 

 

Edición de esta semana
LA ESTATUA DE LA LIBERTAD QUE REPRESENTA LA SALVACIÓN DE LA OPRESIÓN
“La libertad iluminando el mundo” (Liberty Enlightening the World), conocida como la Estatua de la Libertad, es uno de los monumentos más famosos de Nueva York y de todo el mundo. Se encuentra en la isla de la Libertad al sur de la isla de Manhattan, junto a la desembocadura del río Hudson y cerca de la isla Ellis.    / ver más /
Eileen Devereux Dailey, consultora comercial en el Centro de Desarrollo de Pequeñas Empresas y Tecnología de Arkansas, fue nombrada por el Senado de la Universidad de Arkansas en Little Rock, ganadora del Premio al Logro del Personal por Servicio a la Comunidad.   / ver más /