¡CELEBRANDO AL JEFE DE POLICIA DE LITTLE ROCK!
PREGUNTAS Y RESPUESTAS CON KENTON BUCKNER SOBRE LA INMIGRACIÓN EN LA ERA DE TRUMP (Entrevista realizada el 1 de febrero).
12722A.jpg

Por David Koon del Arkansas Times, editado por Michel Leidermann

Lo siguiente es un resumen de nuestra conversación con el Jefe de Policía de Little Rock (LRPD), Kenton Buckner, en particular dada la confusión sembrada por las ordenes ejecutivas sobre inmigración del presidente Donald Trump. 

P. El 21 de enero, en respuesta a la tasa de homicidios en Chicago, Trump twitteó: “Si Chicago no arregla esa horrible carnicería, enviaré a los federales”. ¿Es una amenaza alarmante para usted como jefe de policía de Little Rock?

R. Ya sabe, cuando ves tweets y declaraciones vs. política vs. acciones vs. Comportamiento, creo que tenemos que esperar y ver. Pienso que la policía local en algunas de estas ciudades con este tipo de conflictos, siendo Little Rock una de ellas, es muy fácil decir desde afuera: “Oye, ¿por qué no controlas los asaltos, o por qué no controlas los homicidios?” Si el gobierno federal piensa que pueden llegar y resolver todos los problemas en Chicago, me encantaría verlo.

P. Muchos han visto ese tweet como una amenaza para declarar la ley marcial si Chicago no “controla” su tasa de criminalidad. ¿Es aconsejable que Trump quier un arreglo una rápido? 

R. No sé lo que el presidente está pidiendo. Por lo tanto, para ser honesto con usted, algunas de las cosas que he estado viendo son más entretención que de valor sustantivo. Si usted mira la televisión conservadora, van a informar de una cosa, los canales liberales van a informar otra cosa. Como votante independiente, trato de encontrar donde está la verdad, generalmente en algún lugar en el medio. Pienso de nuevo, dejemos de actuar como si el cielo se estuviera cayendo. Tenemos que darle al hombre la oportunidad y ver lo que va a hacer. Eso no quita el derecho de la gente a protestar, y no le quita su derecho a no estar de acuerdo.

P. El 25 de enero, Trump emitió una orden ejecutiva que ordenaba al Departamento de Seguridad Nacional que dirigía a las autoridades locales para hacer cumplir las leyes de inmigración. La orden también declara que si una ciudad o condado es considerado un “santuario” porque no coopera con el gobierno federal contra inmigrantes indocumentados, podría perder dinero federal. ¿Cuál es su opinión?

R. No sé qué va a hacer el gobierno federal para forzar a los municipios locales a participar en alguna forma de control de la inmigración. Puedo decir que el Departamento de Policía de Little Rock no tiene interés en detener a los inmigrantes y deportar a las personas que no están causando problemas y que no han cometido algún tipo de delito grave. Ahora, ¿podría suceder algo desde un punto de vista federal que podría forzar nuestra mano a hacer algo? Pero puedo decir que cualquier cosa en la que participemos será un reflejo de nuestros valores de policía comunitaria, y que lo haremos de una manera compasiva, y humanitaria. Pero no tenemos interés en ser agentes federales para la inmigración. Esa no es nuestra responsabilidad.

P. ¿Cuál es la política de LRPD con respecto a la inmigración ilegal ahora mismo?

R. Puedo decirle que en la práctica, si alguien es acusado de un delito violento o grave, llamaremos a  la Migra en ese tipo de casos. Pero por delitos menores los tratamos como de cualquier otro residente de nuestra ciudad. Creo que esa es la práctica de la mayoría de los departamentos policiales de todo el país. Sólo para aclarar, Little Rock no es una ciudad santuario. Muchas de las cosas que están discutiendo en el gobierno, no son aplicables a nosotros.

P. ¿Cree usted que los inmigrantes indocumentados en Little Rock serán menos propensos a reportar crímenes con Trump como presidente?

R. Por supuesto. Yo participé en un programa de inmersión en español en 2004. Viví en Morelia. Me alojé con una familia mexicana que no hablaba inglés. Viví con ellos durante 5 semanas. Pude ver una serie de cosas que hacen que algunos de nuestros indocumentados, busquen mejores oportunidades en los Estados Unidos. Sé que hay mucha desconfianza en las autoridades de México, y muchos de migrantes traen algo de esa desconfianza y preocupación a los Estados Unidos. Ellos ya son una comunidad que no reporta delitos. Pero podría ser aún peor si tienen temores de los agentes locales, estatales y federales que despliegan algún tipo de políticas de inmigración agresivas.

P. ¿Va a hacer más difícil hacer su trabajo como oficial de policía?

R. Esto hará que sea más difícil conectarse con esas comunidades. Esto hará que sea más difícil conseguir que esas personas denuncien cuando han sido víctimas de un crimen. Esto hará que sea más difícil para ellos participar en asociaciones vecinales o cualquier tipo de iniciativa que tenemos con el LRPD. Durante mi tenencia como jefe, hemos dado grandes pasos y esfuerzos para tratar de conectarnos con nuestra comunidad latina. No pienso hacer nada que vaya a deteriorar los puentes que hemos construido o que afecte nuestra capacidad de fortalecer esos puentes y conectarnos con más gente en la comunidad latina. Lo veo como un valor, el que todos deben sentirse bienvenidos en la comunidad. Pero diré esto, todo el mundo con cualquier nivel de inteligencia entiende que tenemos que hacer algo para proteger mejor nuestras fronteras. Simplemente no podemos seguir teniendo el nivel de cruces ilegales que tenemos. Eso es peligroso para todos. No creo que la respuesta sea algún tipo de acción inhumana o algo que demuestra una falta de compasión por el indocumentado, ausente aquellos individuos que están cometiendo crímenes graves.

P.  La era Trump se está convirtiendo en una era de protestas. ¿Está usted hablando con sus oficiales sobre las protestas de manera diferente a la que estaba antes de que Trump fuera elegido?

R. No. Creo que respecto a las protestas, respetamos la Primera Enmienda. Respetamos el derecho a protestar. Ciertamente pensamos que es una parte de la cultura que hace a América el país que somos. Mientras las personas sean pacíficas, siempre y cuando respeten la ley, siempre y cuando no sean destructivas, ciertamente haremos todo lo posible para asegurar que tengan la oportunidad de hacerlo. Ausente violar la ley, creo que la gente tiene el derecho de ejercer sus derechos de libre expresión garantizados por la Primera Enmienda. 

 

Edición de esta semana
IGLESIA SAN EDUARDO CONTINÚA SU ASOCIACIÓN CON LITERACY ACTION PARA AYUDAR A INMIGRANTES A MEJORAR SU INGLÉS
Por Michel Leidermann
Cuando se suben las escaleras en las oficinas administrativas de la Iglesia Católica St. Edward ubicada en el centro de Little Rock, uno se sorprende al oír voces leyendo en voz alta, risas y cantando música rock. Para los feligreses de St. Edward, estos ecos no son inusuales y se han convertido en una realidad muy común.   / ver más /
La Corte Suprema de los Estados Unidos evitó una ejecución el lunes 17 por la noche, apenas 15 minutos antes de que expirase la orden de ajusticiamiento. Es la segunda vez que Don Davis recibe clemencia de un tribunal poco antes de la ejecución, algo que ya ocurrió en 2010. Davis fue condenado por la muerte en 1990 de Jane Daniel en Rogers, Arkansas.   / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Como sus predecesores, Trump comprueba, con la humillante derrota de su reforma sanitaria, que tiene menos poder del que creía. Casi 90 días después, Trump comprobó cómo cambiar Washington es mucho más complejo de lo que pensaba. Lo que algunos llaman como la “arrogancia de la ignorancia”.   / ver más /