“PRD” PROPONE LEY PARA REVISAR CONSECUENCIAS DE LA GUERRA ENTRE MÉXICO Y ESTADOS UNIDOS
LOS TERRITORIOS QUE PERDIÓ MÉXICO Y QUE PASARON A ESTADOS UNIDOS
12247A.jpg

El senador Armando Ríos Piter, del Partido de la Revolución Democrática (PRD), propone revisar el Tratado de Guadalupe-Hidalgo y otros 74 acuerdos bilaterales entre México y EE.UU., si el republicano Donald Trump llega a ser presidente.

Para ello, y en vista de las propuestas de campaña de Trump —expulsar masivamente a mexicanos, construir un muro fronterizo a expensas de México y revertir o anular el Tratado de Libre Comercio de Norteamérica—Ríos Piter presentó un proyecto de ley que de ser aprobado, otorgaría facultades al Senado para modificar, terminar o suspender un tratado internacional “al momento de existir violaciones por parte de un gobierno exterior hacia las comunidades de mexicanos residentes en su territorio, y/o contra los intereses de compañías mexicanas”.

 

HISTORIA DE LA GUERRA COLONIZACIÓN Y GUERRA

Profundamente desgastado y empobrecido por los 11 años de guerra que desembocaron en su independencia y con el objetivo de mejorar su economía, México impulsó la colonización de los vastos territorios del norte (entre ellos las Californias, Nuevo México y Texas).

Para ello, permitiría vender cantidades de terreno a bajo precio, a crédito y con exención de impuestos y de aduanas por cinco años a todo extranjero que quisiera convertirse en ciudadano mexicano y se comprometiera a acatar las leyes mexicanas.

Como consecuencia, un gran número de personas procedentes de otros países se asentaron en las fértiles planicies de Texas y se convirtieron en ciudadanos legales; entre ellos, una multitud de estadounidenses.

Según informes del general después insurgente, Manuel Mier y Terán, por cada mexicano había por aquél entonces ocho angloparlantes.

El Congreso estadounidense votó por la anexión de Texas a fines de febrero de 1845, algo que reclamaban parte de los estadounidenses asentados en el territorio mexicano y una intención expresada ya en el tratado de compraventa de Luisiana (1803).

Y en enero del siguiente año el presidente James K. Polk autorizó al general Zacarías Taylor, avanzar con sus tropas hacia el río Bravo (río Grande para EE.UU.), territorio mexicano.

Tras enfrentamientos con las tropas del ejército mexicano, EE.UU. les declaró la guerra en marzo de 1846.

A partir de entonces, tropas de EE.UU. entraron México por diferentes frentes, la Marina bloqueó los puertos del Golfo de México y del Pacífico, y las derrotas se sucedieron para los mexicanos. Para retirar sus tropas, EE.UU. pidió a México que le cediera Nuevo México y Alta California y que le permitiera el libre tránsito por Tehuantepec.

Pero el gobierno mexicano no aceptó las condiciones, por lo que los soldados de EE.UU. siguieron avanzando, hasta llegar a la entrada de Ciudad de México.

Tras la derrota en Cerro Gordo, el presidente Antonio López de Santa Anna renunció al cargo y su sucesor, el presidente de la Suprema Corte de Justicia, Manuel de la Peña, volvió a negociar la paz con los estadounidenses. Ésta se selló con la firma del Tratado de Guadalupe-Hidalgo el 2 de febrero de 1848,  que, además de la transferencia de territorios, estableció el río Bravo o río Grande como la línea divisoria entre Texas y México.

También se estipuló la protección de los derechos civiles y de propiedad de los mexicanos que permanecieran en el entonces ya territorio estadounidense. Sin embargo, antes de ser plenamente ratificado, EE.UU. suprimió el artículo que les permitía a los mexicanos conservar las concesiones de tierras hechas por su gobierno y dejó a discreción del Congreso otorgar o no a estos la ciudadanía estadounidense.

Como consecuencia, el tratado se considera uno de los capítulos más negros de la historia de México, ya que éste perdió con él más de la mitad de su territorio.?

 

Edición de esta semana
ARKANSAS ABRE LA VACUNACIÓN PARA TODOS LOS MAYORES DE 16 AÑOS Y FINALIZA EL MANDATO DE LA MASCARILLAS
El gobernador Asa Hutchinson anunció el martes 30 que la elegibilidad para recibir la vacuna contra el Covid-19 se ha abierto a todos los residentes de Arkansas de 16 años o más, y que se ha levantado el mandato estatal para la obligación de usar mascarillas en todos los lugares públicos. Para  hacer una cita llame al 1-800-985-6030.   / ver más /
Celebrando el centenario de Baptist Health, la organización de atención médica  está fortaleciendo su capacidad para servir a las comunidades más allá de los centros médicos con el lanzamiento de una nueva Unidad de Salud Móvil que ofrecerá vacunas de COVID-19 para ayudar a que más habitantes de Arkansas se vacunen haciendo diferentes paradas en todo el estado.    / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
La elección de noviembre 2020 fue un triunfo para la democracia participativa, con un récord de 74,216,154 estadounidenses que votaron por Donald Trump y, afortunadamente, un récord aún mayor de 81,268,924 que eligieron a Joe Biden.   / ver más /