Informan sobre el trauma que viven en México niños de padres deportados

Los niños que nacieron en Estados Unidos y que emigran a consecuencia de la deportación de uno de sus padres, sufren experiencias traumáticas al tratar de adaptarse a México, país que desconocen y cuyo idioma castellano, no dominan.

El diario The New York Times (NYT) indicó que la situación es cada vez más común y que nunca como ahora las escuelas mexicanas reciben a tan alto número de alumnos que nacieron en Estados Unidos y que forzosamente ahora se encuentran en México.

En total, 1.4 millones de mexicanos –incluyendo 300 mil menores nacidos en Estados Unidos– se mudaron a México entre 2005 y 2010, casi el doble de la cifra reportada de 1995 a 2000, según estadísticas publicadas por el diario.

“Esta clase de cambios son realmente traumáticos para los niños. Asimismo, estos niños son vistos como “extraños” por sus compañeros nacidos en México, justo en una edad en que “son pre-adolescentes y su identidad se está formando”, aseveró la socióloga de la Universidad de Princeton, Marta Tienda, es citada por el diario.

La nota estableció además que muchos de estos niños, ciudadanos estadounidenses aunque de padres indocumentados, planean regresar a a Estados Unidos, lo que supondrá un problema serio, debido a que regresan siendo adultos con “una niñez con problemas”.

 

Edición de esta semana
CONTRATAR A PERSONAS QUE HAN SIDO MARGINADAS PODRÍA SER SOLUCIÓN PARA LA ACTUAL ESCASEZ DE TRABAJADORES
Estados Unidos sigue enfrentando una importante crisis de mano de obra. Son diversas las industrias que han sido golpeadas, por la falta de trabajadores que se sumen para hacer que las empresas funcionen como deben, o al menos como esperarían los empleadores.    / ver más /
La Liga de Ciudadanos Latinoamericanos Unidos (LULAC) es la institución latina más antigua y más grande de los Estados Unidos con más de mil capítulos (consejos) en todo el país.    / ver más /
Michel Leidermann
comentario
par Michel Leidermann
Se acerca la temporada navideña, pero por mucho que nos gustaría liquidar esta pandemia, esta no ha terminado. El clima más frío está empujando a la gente puertas adentro y han aparecido nuevas olas de infección. Las personas no vacunadas, combinadas con la disminución de la eficacia de la vacuna, están creando circunstancias para que el virus se propague más.   / ver más /